Paloma Casado

Profesora de yoga certificada por la Escuela Internacional de Yoga cuya formación está avalada y reconocida por la Yoga Alliance, la European Yoga Federation, la Federación Española de Yoga Profesional y la FEDEFY (Federación Española de Entidades Formadoras de Yoga).

Coordinadora y propietaria  de la sala de yoga Bodhi Yoga Torrevieja. 

Profesora de hatha , vinyasa yoga y yoga restaurativo.

Instructora de kriya yoga, meditación y yoga nidra .

Masajista de la técnica de masaje tradicional tailandés.

Terapéuta maestría de Reiki y masaje metamórfico.

 

Realizó los estudios de Historia y filosofía del yoga, anatomía aplicada al yoga, práctica  de yoga, pedagogía del yoga, creación de series de hatha y vinyasa yoga (400 h).

Especialización en técnicas de meditación y mindfulness impartido por el Dr. Denis Criado (50 h).

Especialización en yoga nidra integral impartido por el Dr Denis Criado (50 h).

Especialización en yoga restaurativo (50 h).

Continúa su formación realizando cursos y talleres para profundizar y poder seguir aprendiendo, para poder avanzar en su propio camino y poder guiar a los demás:

+ Taller de yoga terapeutico, sacro -lumbar y cervical dorsal (20 h)

+ Curso intensivo de las progresiones en el vinyasa yoga (20h)

Formada en escuela de masaje Dalma en masaje tradicional tailandés.

Formada en el nivel III maestría  de Reiki Usui-Osho.

«En las clases de hatha y vinyasa yoga conectamos con nuestro cuerpo a través de la respiración , son clases en las que prevalece la creatividad, el equilibrio energético en la secuencia de los ásanas (posturas), buscamos ir fortaleciendo el cuerpo , mejorando el equilibrio y conseguir más flexibilidad, siempre desde la escucha activa , la sensibilidad y la consciencia tanto del cuerpo físico como de las emociones y sensaciones».

«En las clases de yoga nidra(yoga y meditación) hacemos ejercicios energéticos, pranayamas, ásanas suaves ,relajación profunda y  meditación en silencio y con visualización».

» En las clases de yoga restaurativo prevalece la calma , la pausa dentro de las posturas, en las que se utillizan soportes para poder sentir el cuerpo y la respiración. Estar , con el mínimo hacer, es una conexión vital desde la escucha pasiva de tu cuerpo.Puedes acceder a nudos tanto físicos como mentales y emocionales, ayudando con la respiración se pueden suavizar y comprender»

 

 

 

 

 

Centro de yoga (Torrevieja)